Finalmente la industria salvó el año con un crecimiento del 1,4% aunque en Diciembre cayó un 2,2%

Industria 23 de enero de 2018 Por
El Índice de Producción Industrial (IPI), que elabora la consultora Orlando Ferreres y Asociados (OJF), la actividad manufacturera se contrajo en diciembre 2,2% interanual, aunque logró un alza acumulada de 1,4% anual en 2017.
rosario-gm-classic

Durante 2017 la producción manufacturera acumuló una mejora del 1,4%, y con eso recortó en parte la caída que había tenido la actividad el año anterior. Esto fue así pese a que en diciembre el sector industrial tuvo un magro desempeño en sectores clave como la industria automotriz, alimentos y bebidas, arrastrados por la menor producción de aceites, y el resultado final de la industria del tabaco.

El informe consigna que la medición desestacionalizada registró una baja mensual del 1,8% comparada con noviembre.

El resultado final de 2017 contrasta con la performance del IPI en 2016, cuando se había contraído 4,1%, según el relevamiento de Ferreres. Pero este buen desempeño es incluso bastante menor al que tuvo la economía en su conjunto. "La industria no ha sido un sector que se destacara, teniendo en consideración que el PIB agregado finalizaría el 2017 con un crecimiento levemente por debajo del 3%", señaló el informe de OJF.

De cara a este año, la industria en su conjunto tiene buenas perspectivas, especialmente por la reactivación de la economía brasileña, que "tendrá un crecimiento económico más robusto", dice Ferreres.

En el desagregado por sectores de actividad, el relevamiento de diciembre muestra que Minerales no Metálicos (6,8% de incremento), esto es básicamente producción de cemento por el auge de la construcción; e industrias Metálicas Básicas (13,3%), impulsadas por la producción de acero, cerraron el año en positivo. En el acumulado de todo 2017 ambos rubros registraron alzas de 10,4% interanual.

En cuanto a Maquinaria y Equipos, tuvo un incremento del 3,3% anual el último mes, con incremento de producción de línea blanca y especialmente de maquinaria agrícola, aunque se registró una retracción de 17% en la industria automotriz. Pese a ello, el segmento terminó el año con un avance del 7,4%.

En contraste, el indicador de diciembre "ha sido arrastrado por la dinámica del rubro de Alimentos, Bebidas y Tabaco, que en base a nuestros registros finalizó el año pasado con una baja del 2%", apunta el informe. En este sentido, Ferreres, califica como "resultado atípico" el de diciembre, "desempeño que estuvo influenciado por la caída en la producción de aceites, la baja en la producción automotriz y el descenso en el consumo de gaseosas, tres de las actividades de mayor ponderación en el índice".

En diálogo Fausto Spotorno, economista jefe de la consultora Orlando Ferreres y Asociados, consideró que en el caso de la industria automotriz en diciembre se observó un mal desempeño "por un tema de stocks y no tanto por el ingreso de numerosos vehículos importados de Brasil". Por su parte, la industria aceitera y la molienda (de soja) tuvieron paradas técnicas el último mes del año, y una producción casi 30% menor, adelantando de alguna manera los tiempos, a la espera de que en enero comenzará a regir la baja gradual de los derechos de exportación (0,5% mensual).

Finalmente, el sector papel, tras arrastrar varios meses de contracción, tuvo un mes de diciembre particularmente bueno, con una expansión del 23,8% interanual. Sin embargo, el avance anual fue marginal, llegando al 0,3%.

Habrá que ver cómo tracciona este año la demanda Brasil, pero allí están puestas todas las esperanzas en el sector fabril.

Te puede interesar