AFIP: La recaudación no recupera por el efecto de la recesión

AFIP 02 de abril de 2019 Por
#AFIP La recaudación agudizó su caída y la brecha con la inflación ya supera los 16 puntos. Se trata de la mayor baja en términos reales desde que comenzó la recesión.
AFIP-Leandro-Cuccioli-Diego-Avila-y-Jimena-de-la-Torre

El objetivo del déficit cero aparece como una meta cada vez más desafiante frente a los actuales indicadores económicos. Al igual que en los últimos ocho meses, en marzo el incremento de la recaudación volvió a ubicarse por debajo de la aceleración inflacionaria.

Pero este fenómeno que ya es habitual a partir de la fuerte recesión que atraviesa la economía argentina, se potenció en este mes, alcanzando una brecha de 16,4 puntos porcentuales. Con una particularidad: por primera vez desde noviembre, la recaudación también cayó en términos nominales, no solo en comparación con la inflación.

De esta manera, la caída en términos reales totalizó el 10,67%, constituyendo la más pronunciada de este ciclo recesivo que afecta a los ingresos tributarios desde julio del 2018.

AFIP-2Meven: al AFIP controlará online las ventas a 5000 comercios

El resultado surge a partir del crecimiento del 37,3% de la recaudación de marzo que contrasta contra el 53,7% de inflación interanual que proyectan las consultoras privadas (el último dato oficial es de febrero cuando llegó al 51,3%).

Según el Gobierno, la variación interanual se vio afectada por dos días hábiles menos respecto de marzo 2018. De no haber sido por eso, sostienen, la variación habría sido de 50%. A su vez, las autoridades justifican esta histórica caída por la reforma tributaria que disminuyó en $3.000 millones los ingresos por Seguridad Social y el anticipo de ganancias de Personas Humanas que este año caerá en abril.

El problema es que la estructura tributaria argentina está muy atada a los impuestos vinculados al consumo como el IVA, que se están viendo tremendamente golpeados a partir de una recesión económica que no encuentra piso.

En consecuencia, ante un descenso del PBI los ingresos bajan a una mayor velocidad que la pretendida reducción del gasto, dificultando el cumplimiento del déficit cero. Es por eso que durante los últimos cinco meses se ubicaron a una distancia mayor a los 10 puntos porcentuales respecto a la variación de precios.

De acuerdo a los datos publicados por AFIP, uno de los peores resultados del mes se observaron en la evolución del IVA aduanero, que creció solamente un 9,9% producto del desplome de las importaciones.

A su vez, el impuesto a las ganancias avanzó un 25% en términos nominales contra el mismo mes del año anterior, los tributos vinculados a la Seguridad Social lo hicieron en un 27,3%, los débitos y créditos un 35% y el IVA impositivo un 42,2%; todos por debajo de la inflación.

En términos de contribuyentes, la Jefatura de Gobierno informó al Congreso este lunes al mes de diciembre eran 1.979.491 personas las personas alcanzadas por el tributo, lo que marcó un avance del 66,4% respecto de la cantidad de contribuyentes afectados por el impuesto a las Ganancias respecto de igual mes de 2015, pero un 2,4% menos que en igual mes de 2017, año récord de la serie de trabajadores alcanzados por el impuesto.

Por el contrario, el único rubro que registró un desempeño positivo fueron nuevamente los derechos de exportación que en esta oportunidad aumentaron un 493,1% por la suba del tipo de cambio y las nuevas retenciones.

Este componente fue anunciado cuanto se decretó la nueva meta de equilibrio fiscal, previendo que una baja del gasto no sería suficiente. Pero aun así, no alcanzó para compensar el pobre desempeño mensual y evoluciona a un menor ritmo que el estimado por las autoridades.

Fuente: lpo

Te puede interesar