Rogelio Pagano, dueño de la empresa Edelap y la electricidad en la provincia de Buenos Aires

Internacional 29 de junio de 2019 Por
La firma DESA, dueña de EDELAP desde hace tres años, es controlada por el empresario Pagano, especialista en finanzas y en el negocio inmobiliario.
20190625125226_20170317195855_rog

La calamitosa empresa prestadora del servicio de energía eléctrica fue vendida al grupo empresario que lidera el magnate industrial Luis Rogelio Pagano. Pagó 259 palos verdes y se la entregan con 350 mil rehenes a los que algunos tienen el caradurismo de llamar "clientes". ¿Será un proyecto serio o también vendrá con el verso de las inversiones?, nos preguntamos entonces. La respuesta a esta altura ya no hace falta.

Era un secreto a voces que el titular de Edelap, Alejandro MacFarlane, siempre tuvo en su mente vender la empresa, de ahí que desde que se la compró al grupo estadounidense AES, la misma tuvo puesto el cartel de venta, razón por la que las inversiones realizadas para mejorar el servicio hayan sido casi nulas.

Tal como adelantó este medio, entre los planes del nuevo grupo empresario figuraría trasladar el centro operativo de la firma, que se encuentra hoy en Tolosa, a la subestación platense para, a partir de allí, llevar adelante un plan que dejaría atrás la “inconsistencia” en el servicio que brindó Edelap a lo largo de los últimos años.

0005959501La Plata: el apagón afectó comercios y fábricas, también robos

Después de 15 años de operatorias controla, además de Edelap, a Eden (norte y centro de la  Provincia), Edea (Costa Atlántica y centro) y Edes (sur).

Parte de ese entramado fue desentrañado por el sociólogo e investigador de Flacso Federico Basualdo en la investigación “La violación del marco regulatorio en el funcionamiento actual de la distribución eléctrica de la provincia de Buenos Aires”. Plantea como hipótesis central que ese esquema va contra el proceso de reforma neoliberal de los 90 -vigente actualmente-, que adoptó como principio básico “la promoción de la competencia y mercados competitivos, junto con la privatización de las empresas públicas y el establecimiento de un nuevo marco regulatorio para la actividad eléctrica”. 

EL PROCESO

Pagano llegó al mundo de la energía acompañado por Marcelo Mindlin como director del Grupo Dolphin y encargado de desarrollar las fusiones y adquisiciones. Portaba un currículum con antecedentes en Newbridge Latin America, Deutsche Morgan Grenfell en Argentina, Citibank y Bank of America.

Desde su nuevo sillón se convirtió en una pieza principal para el crecimiento de Pampa Energía y en el manejo de la dirección financiera de Edenor, a donde desembarcó en 2005. En esa época aparecía junto a Mindlin y a Alejandro Macfarlane, quien más adelante seria el CEO de Edelap a quien el propio Pagano le comprara el paquete accionario.

20190618 - apagon torre 412Comienza a despejarse el nombre de Transener, de Marcelo Mindlin, como responsable por el apagón

En sociedad con el empresario venezolano Miguel Martínez Mendoza (ex ejecutivo de Enron) en 2012 compró Edenor, la empresa para  la cual trabajaba, por 23 millones de dólares. Según el trabajo de Basualdo, la sociedad utilizada para realizar esa operación fue Power Infraestructure Group.

Un año después, en febrero de 2013, otra vez Edenor les vendió (a Pagano y Martínez Mendoza) por 80 millones de dólares la distribuidora eléctrica del norte de la provincia de Buenos Aires (Eden). Inauguraba la etapa de compra de las eléctricas bonaerenses.  En agosto de 2014, Pagano se independizó de Martínez Mendoza e inscribió en el Registro Público de Comercio la empresa Desarrolladora Energética SA (DESA).

Pagano desembarcó en Edelap a principios de 2017, Alejandro McFarlane (junto a quien había estado en el desembarco en Edenor con Mindlin) le vendió el control accionario de la distribuidora de la costa atlántica (Edea) y de la distribuidora eléctrica de la capital provincial. Completaba así el poker y se aseguraba el manejo monopólico de la energía bonaerense.

Designó como director de la eléctrica platense a Guillermo Coltrinari, quien venía de manejar la distribuidora salteña Edesa y tiene vínculos con Juan Manuel Urtubey. Esto explica que en su última visita  a La Plata el gobernador pasara también por las  oficinas de la calle 5 y diagonal 80. El directivo de la empresa platense es fanático del automovilismo y como tal dedica buena parte de su  tiempo a su rol de dirigente del Auto Club Salta.

 

Fuente: Diario Full

Te puede interesar