Mundo Empresarial Mundo Empresarial

Impuesto a la riqueza: La recaudación trepó a 52% en febrero y le da más fuerza al aporte

Los ingresos fiscales mejoraron de la mano del comercio exterior, mientras los tributos ligados a la actividad económica como el IVA o el impuesto al cheque muestran un repunte flojo

Economía 03 de marzo de 2021 Colaborador Colaborador
calculadora

La recaudación tributaria mostró en febrero un incremento del 52%, traccionada por los impuestos relacionados al comercio exterior, y de esta manera anotó su sexta suba interanual consecutiva en términos reales, informó este martes la AFIP. Si bien los ingresos vinculados de forma más directa al nivel de actividad todavía no terminan de reaccionar, es esperable que en marzo los ingresos fiscales vuelvan a tomar impulso de la mano del impuesto a la riqueza, con el que apuntan a sumar entre $300.000 y $400.000 millones.

De acuerdo a las cifras oficiales, el IVA volvió a ser el gravamen que más aportó a las arcas del Tesoro, con $212.043 millones de los $716.595 millones que percibió en total el organismo durante el mes pasado. El Impuesto al Valor Agregado registró un ascenso del 49,3%, pero a su interior se observa que mientras el componente aduanero avanzó 90,7% a $75.830 millones, el impositivo subió 31,4% a $139.813 millones.

Lo mismo ocurrió con Ganancias, por medio del cual ingresaron $146.917 millones, un 57,8% más en relación a febrero del año pasado, con el componente aduanero un 88,8% superior al mismo período de 2020.

En tanto, los derechos de exportación generaron recursos por $64.434 millones (alza del 205,4%), como consecuencia del repunte en el precio internacional de las materias primas. Por su parte, las importaciones explicaron una recaudación de $21.707 millones, una mejora del 82% interanual.

Para marzo, la expectativa del Aporte Solidario por parte de los contribuyentes alcanzados por el nuevo tributo permiten inferir que los ingresos fiscales continuarán por terreno positivo.

"La recuperación se va consolidando", evaluó en diálogo con BAE Negocios Ariel Barraud, del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf), que de todas formas aclaró que tanto el IVA como el llamado "impuesto al cheque" mostraron un retroceso si se descuenta la inflación acumulada en los últimos doce meses.

Es que el impuesto a los débitos y créditos -tal su nombre formal- llegó a $45.800 millones en febrero, esto es un monto un 30% más alto en la medición nominal, pero inferior a la que tuvo de variación el Índice de Precios al Consumidor.

"Con el impuesto al cheque, que se toma como un proxy del nivel de actividad, hay que ver si se confirma en la medida en que avance el año, hasta ahora lo que se veía era un descenso el ritmo de la caída", apuntó.

Según el ministerio de Economía, el cobro de este gravamen estuvo afectado por la incidencia de la exención al sector de salud.

"A medida que los efectos del COVID-19 se vayan disipando completamente, veremos un mejor desempeño de la recaudación en el primer semestre de 2021", vaticinó, por su parte, la consultora ACM.

En cuanto al impuesto a las grandes fortunas, Barraud señaló que "no está claro cómo va a ser la integración" y que la divergencia entre las estimaciones de recaudación por este impuesto por única vez -oscilan entre $300.000 y $400.000 millones-, impiden adelantar la magnitud de su impacto sobre las arcas estatales.

Fuente: BAE Negocios

Te puede interesar

Lo más visto

Boletín de noticias